martes, 18 de diciembre de 2007

Curso teórico-práctico: Envolturas de regalos I

No es que los vea sufrir, pero solo por si acaso ahí les dejo el truco para envolver regalos, por usted mismo.



Paso 1. Consiga papel para envolver según el motivo del regalo y sus gustos. Ejemplo práctico, los regalos arriba son con el pretexto de navidad, así que el papel tiene adornos y figuras relacionadas a la fecha. Evite dar un regalo navideño con papel con figuras de quinceañera y abanicos, no solo reflejará que su cronómetro personal anda desfasado, sino que además parecerá que está dando un roperazo*.

Paso 2. Tenga a la mano cinta adhesiva transparente, tijeras, un cuchillo (no se espante), consiga un área de trabajo amplia, vamos a producir basura así que quite los estorbos posibles. (esto incluye espos@ o novi@ metiche).

Paso 3. Recorte el papel calculando por el doble de lo que ocupe en superficie la caja a envolver. Si ya viene dotado con un sistema de cálculo intrínseco, ya la hizo solo recorte a donde le lata. Si de plano las habilidades temporoespaciales no se le dan y el curso de tijeritas 1 lo reprobó hasta en examen especial, vaya por una regla o cinta métrica, mida, marque los puntos de corte y ahora sí, que el cielo lo ayude, corte donde sus marcas le indican, ya si se equivoca, no se preocupe al intento número 5 seguro le sale.

Paso 4. Doble, envolviendo, inicie por los lados más largos, y al final en los lados cortos haga unas pestañas, utilice lo menos posible de cinta adhesiva, es decir, solo uno por cada lado largo, luego dos a cada lado corto. No se trata de dar el regalo-momia durex.

Paso 5. Si tiene, coloque un moño, ya los venden hechos, yo no gastaría tiempo en hacerlo.

Paso 6. No le salió ninguno de los pasos anteriores? Vaya a un lugar donde los envuelvan, es usted un inútil.



*Roperazo: Regalo ecológico, regalo reciclado. Regalo que no le gustó y se lo da a otra persona.



p.s. La vida es irónica, si se dió cuenta con los post anteriores, calle y siga adelante, deje mi honor a salvo.

martes, 11 de diciembre de 2007

De la patada... historia de un paticure




Un domingo de final de futbol, entérese de mis filias, yo le iba al Pumas, ni hablar perdieron la final, ahí para la próxima. ¿Cómo elige uno su equipo de futbol? ¿Nuestro destino de afición futbolera ya está marcado? ¿recibimos inspiración divina? ¿hacemos un estudio estadístico de rendimiento del equipo? ¿los colores de la camiseta? ¿por amor al terruño?

Algún taxista me platicó su devoción a las chivas, le pregunté justo eso, cómo se convirtió en su equipo preferido? Su afición la basaba en que alguna vez siendo muy joven fué a un partido donde jugaron las chivas y de ahí en adelante se convirtió en SU equipo.

¿Cómo elegí a los Pumas como mi equipo favorito? Pues fácil, ¡porque yo sí conozco de fútbol!
Desde que era niña, y cuando todavía estaba Hugo Sánchez en sus filas yo ya tenía predilección por este equipo. Tampoco crea que me disfrazo de puma, nah, no es para tanto, o sea, si he de elegir algún equipo serán los Pumas de la Unam los que gozan de mi simpatía.
Y usted? (solo en caso que aplique) A qué equipo le va? y lo más importante, cómo lo eligió?.

Ahora que siendo honesta, difícilmente veo un partido completo, después de 5 minutos de iniciado busco alguna actividad alterna. Después de medio tiempo yo ya ando por otro lado y eventualmente monitoreo el marcador.

Ah pero el mundo futbolero irremediablemente lleva un ingrediente, las piernas, ah sí, yo tengo piernas, 2 para ser exactos y dado que el domingo puede uno dedicarse a esa talacha mundana solo para uno mismo.

Entonces, ahí les va la historia gráfica de lo que una tarde de ocio puede hacer, mero culto al hedonismo, mjmmmm.


  • Pies con cansancio o flojera extrema.






  • Agua caliente para el remojo... caliente, NO hirviendo.



  • Si es una persona afortunada, ocupe un aparato de estos vibradores... eh de ESTE tipo, estamos hablando de pies.

    Disfrute la vibración unos minutos

Hasta aquí llegó el patiquiur (paticure), lo que resta es secarse los pies, y la receta secreta, un ligero masaje con aceite de almendras...


ah! que bien se siente...



ahora sus pies están listos para seguir cargando con su humanidad, estoy segura de eso.

Aunque aquí el pie se quedó a acompañarme a una sesión de práctica de teletransportación... pero creo que me quedé dormida antes de conseguirlo.

lunes, 10 de diciembre de 2007

Hombres al borde de un ataque


Ataque cardiaco, de locura transitoria, de aburrimiento fulminante, de instintos asesinos.

Así los ví, este fin de semana pasado fui a comprar unos regalitos, el acompañante me hace el favor de darme la hora cada 15 minutos, y me insta a preguntar por lo que deseo comprar, no es mala idea, en cuanto sepa lo que quiero sin duda lo pido.
Había varios tipos, me dieron ganas de hacerles una encuestita pero realmente no les ví muchos ánimos como para charlar con la perfecta extraña demasiadoego.
Los había por docenas, recargados en algún estante, casi colgados de los ganchos de ropa, con la cara larga, de fastidio, de enojo, de hartazgo, y se percibe ese olor a miedo, sí, su cartera es la que está en mayor riesgo que ninguna.
Mientras estos hombres vivían de los peores días de su vida, muchas mujeres iban de un pasillo a otro, revisaban trapo por trapo, y daban la tarjeta, diciendo, también éste y este otro!

Comprende usted esa escena? Difícilmente la podría imaginar, pero creánme que lo ví, y doy fe y veracidad del hecho.

Al búnker nos llegó un aviso de que enviáramos regalos para 2 intercambios, y como aquí la cosa es democrática cada quién decidió los suyos. Así que embarcados en la compra de regalitos, grinch 1 y grinch 2, con esa cantidad de gente empujándome yo estaba así --><-- de terminar con mi espíritu navideño, un recordatorio más de la hora hubiese sido el acabose. Conclusión: eso de ir de compras en estas épocas es perfectible, al siguiente año se adelantará la excursión a centros comerciales por lo menos 2 semanas, y creo que si el acompañante renueva contrato le tocará ir solo por sus regalos y ya no más cronómetro!!!!! Ya fué por sus regalitos?


Encuestita guardada para días en que quiera practicar un deporte de alto riesgo, en un centro comercial en temporadas de ventas nocturnas. (estudio prospectivo)

1. ¿Sí quería venir o lo obligaron?
2. ¿Su necesidad de venir es directamente proporcional a su estado civil?
3. ¿Cuál es su tiempo récord en un centro comercial?
4. ¿Tomó alguna sustancia antidepresiva previa a su llegada?
5. ¿Trae dinero? porque a como veo la euforia compradoracompulsiva de su esposa, novia, detallito o affair, le hará falta.



Foto: downtown_10 de jamesjyu's en Flickr

domingo, 9 de diciembre de 2007

Ridículos de temporada

Enviaron a mi correo esta página Elfyourself, patrocinado por office max, y con las debidas modificaciones y búsqueda de fotitos, vea usted que tal chulitas salimos, de izquierda a derecha: LadoGe, Orugoña, Demasiadoego y Café del bueno.

La cadencia de nuestros movimientos aquí

También puede reírse de usted mismo, o ponga ahí a su familia o jefe, si es que tiene tiempo para colocar fotitos, que aquí ya pusimos la muestra de lo que es no conocer límites para el ridículo en aras de la temporada navideña.

Y la contraparte para balancear a los enanos felices


El otro bailecito pero se ve mejor el acompañante porque las barbas como que no me van!



Y el baila... así!


Lléguele, a reírse a otro lado.

jueves, 6 de diciembre de 2007

Posadas y villancicos





Ora pro nooooobis

Madre santísima

ora pro noooooobis
(esto se repite tantas veces que si usted no es sano mentalmente, evítelo)






Bueno, no es propiamente un villancico sino una letanía. Y ahí nos ve, a mis hermanos, primos, uno que otro colado y yo cantando. Mi tía Nelita cantaba al frente, tenía una voz linda, y cantaba en latín, atrás de ella un grupo de niños serían los que pedirían posada, atrás de una puerta, otros, los que darían posada.
Casi nadie quería ser de los de atrás de la puerta, lo divertido era ir en la fila, con tu velita de color, tu luz de bengala, siempre se apagan las velas, es difícil mantenerlas y por supuesto la maldad de apagársela al de al lado respirando fuerte no puede faltar. Lo más cotizado era ir cargando los peregrinos (jesús y maría), a veces los afortunados eran caracterizados, a mí casi nunca me tocó de virgen maría, había una prima y una hermana antes que yo, difícilmente me tocaba, no importaba, lo más divertido era ir entre la bola quemándole el pelo al de adelante, discretamente acercándole la luz de bengala y sin perder la entonación. Y así, pasábamos por:

ay ay ay que alegres van
ay ay ay si volverán

con la pan pan pan

con la de de de

con la pan con la de

con la pandereeeeeta y las castañuelas!


Camine y camine por el patio de la casa
uno que otro chamaco compitiendo por ver quién aguanta la cera caliente en la mano sin hacer gestos, hey sigue caminando, y ya te agandallaron el lugar.

Arre borriquito,
vamos a Belén

a ver a ese niño
y la virgen también

Vamos pastores vaaamos
vamos a Belén
a ver en ese niño
las glorias del Edén (tabasco?)

Mi tía era como nuestra abuelita, cariñosa, se esmeraba porque todos los chamacos viviéramos intensamente el nacimiento del niño jesús en nuestros corazones, había piñata, dulces, frutas, así nos llevábamos esta pachanga los 9 días de posadas cada año.
Ah pero ni crea que todo era siempre en el mismo lugar, en Oaxaca hay varias iglesias cerca de la casa de mi abuelo, nosotros íbamos siempre a la de La Virgen de nuestra Señora de la Merced, ahí había más niños, más cantos pues también más rezos, pero había aguinaldos que eran unos bultitos hechos con papel de china y en su interior había (muchas) galletas de animalitos, dulces de colación, atoles, jaja y así podía verme haciendo fila para que me tocara.


Mal haría en no contarlo, una noche de esas, me dió un ataque de risa dentro de la iglesia, a mí siempre me ha gustado la cantada, y ahí estaba yo cerca del grupo que hacía la música, un señor tocaba un gran órgano, los de los panderos, unos más por allá del coro, y una señora terriblemente gorda cantaba con aquella voz de iglesia (como si tragaran aire al mismo tiempo que cantan y afilando la cara como si cantaran en una ópera) y decía:

Vaaamos pastores vaaaamos
prrrrrrrrrrt
(ráaaaaaaaaaajale)

Mala suerte, mi oreja bien entrenada, clarito escuchó como soltó un flato, pobre señora trataba de aparentar que no pasaba nada y el aire se le seguía saliendo.
Entenderá que era imposible pedirme silencio y mantener la compostura, ese día creo que ya ni me pude formar para mis dulces, salí como convulsionada entre carcajadas y se lo conté a todo el que pude. Véanme ahora, ya se me había olvidado y me sigue provocando risa.

En los últimos años, son pocas las posadas a las que he acudido, por lo general son más reuniones y convivios, casi nadie recuerda los cantos que yo aprendí ya no se usan?

Hace dos años en Oaxaca, fui a visitar el concurso de la noche de rábanos, había algunos carros alegóricos y la música de banda tocaba Jingle bells, jingle bells, mi acompañante bastante me ha molestado sobre el origen de la canción, hasta ese momento yo ignoraba que la habían creado en la verde antequera! no me crea, me estoy mofando. Estoy de acuerdo que en este mundo globalizado uno puede vivir muchas tradiciones, tal vez sólo es mi resistencia a lo que a mí me tocó vivir y hace mucho tiempo dejé de verlo.

¿Qué recuerdos tienes de las posadas? ¿Has acudido a alguna en los últimos años?

Ah y por cierto, si alguien sigue todavía a estas fechas buscando como hacer el engrudo, ahí les va la receta que dejó de ser secreta! Coloque en una lata grande (las de la leche que ayuda al crecimiento) o cacerola que ya no vaya a utilizar más, Llénele de agua hasta la mitad, disuelva una media taza de harina de trigo, colóquelo en el fuego, y mantenga removiendo con una palita de madera todo el tiempo para evitar que se formen grumos, finalmente agregue unas gotas de limón, y apague cuando haya hervido. Utilícelo frío, no sea temerario de ocuparlo acabando de hervir. Hágalo con precaución y nunca deje que lo hagan niños sin supervisión de un adulto, puede provocar quemaduras considerables.

Foto: Bengala by tunelko

miércoles, 28 de noviembre de 2007

Me niego a poner arbolito de Navidad

He dicho.
Cada quién con sus aficiones, pero a mí no me atrae la idea de gastar en adornos navideños, y menos dedicarme a armar un árbol de plástico, hacer gala de mis dotes de decoradora, tener foquitos iluminando mis noches, y vestir de Navidad cada área de mi bunker.

No, no, no. Este año los festejos son muy parecidos a los anteriores, mjm lo mío son los regalos, me gusta dar y recibir regalos, pero mi política de ahorro de recursos es estricta, no le regalo a todo mundo, desistan, solo participo en algunos intercambios y hay más regalos en especie, eso sí, me fascina participar en la elaboración de las cenas respectivas.

La austeridad no se basa nada más en cuestiones económicas, sino en todo un complejo sistema de ahorro de todo tipo, sobre todo de mi tiempo. Ajá, mire usted que ejercicio tan práctico, coloque su arbolito, luego quítelo. Y mientras tanto ingénieselas para hacer del polvo parte de la decoración. Polvo? yo soy asmática y el polvo es lo que menos deseo, no quiero vivir con mi casa rebosante de heno y un costal de medicamentos y ahí sí vivir intensamente el mes de diciembre como Rodolfo el Reno.

Ahora, no crea que ya nada más por eso soy grinch, vaya, si usted es de los que disfruta de colgar hasta el molcajete con motivo navideño hágalo y sea feliz!, no me molesta en absoluto que los demás adornen, incluso tengo en casa algunos adornos que han tenido a bien regalarme por si así me animaba pero no resultó. Los tengo guardados, que no son muchos, unas esferas, un portalápices y mantelitos con imágenes de flores de noche buena.

En lo que sí no participo aparte de lo ya señalado al inicio, es que insistan en que les acompañe a comprar sus adornitos, mi paciencia que es poca se agota al intentar cruzar una tienda entre pasillos estrechos y amenazantes de tirarme encima toda esa parafernalia y por si esto fuera poco, hacer fila para pagar! como si me lo estuviera regalando y hubiera que darles las gracias.
No ahí sí no voy.

Usted ya puso su arbolito?

domingo, 25 de noviembre de 2007

Piñatas (nace una estrella)


Piñatas
Originally uploaded by zerethv


Con mis hermanos, en varias ocasiones hicimos piñatas, la tradicional para una posada. En nuestra casa, con 3 niños era suficiente para organizarla.
Mi papá nos ayudaba a hacer el engrudo, así aprendimos el secreto del pegamento piñatero hecho con agua, harina y unas gotas de limón colocados en el fuego por un rato, y cuidando que no se queme en nuestra lata de leche (la que ayuda al crecimiento). Los mini artesanos discutíamos por tener el mejor lugar y no perder un solo detalle del proceso.
-Yo ya sé cortar por eso yo hago las tiras de papel de china!
-Pero te salen bien chuecas
-Estoy enchinando las pestañas de papel, no me molesten
-Estás rompiendo todo... (y no falta el quejumbres que amenaza con acusar con el papá o mamá).
Ah el recorte de la estrella, los cucuruchos con papel cartoncillo. -Sabes hacer cucuruchos? En el kinder todavía no me han dicho, uhhh lástima. entonces mira, ( y aquí la sapiencia de la hermana mayor). -Papá, cuántos picos?, 7 verdad?. Casi siempre nos asesoraba mi papá. Aunque parecía que nos estaba enseñando como armar una nave espacial, ya que nos esmerábamos en que fuera lo más preciso y exacto posible. Uno ya nace obsesivo, o se vuelve en el proceso?, el caso es que la piñata era digna de nuestra ingeniería ingeniosa.

Periódicos, siempre útiles, antes no los leía con tanta atención, pero que bonitas tiras recorté para pegarlas a la olla. -Cuántas capas papá?. -Muchas, respondía.

Muchas capas de tiras de periódico después, yo ya había leído algunos cuantos renglones de noticias, hecho palabritas chistosas que nadie leería después, y jugado con algunas caras, mitad hombre, mitad bestia, bromitas pegadas a la olla que solo yo veía. Y para ese tiempo transcurrido, el engrudo que tenía embarrado en las manos ya estaba hecho una costra. -Soy un monstrUO, mira como me despellejo!!! Una de mis diversiones más recurrente, era sorprender a mi hermano pequeño con trucos que todavia no descubría.


Y bueno, no siempre fué olla, también ocupabamos algún globo, era más divertido incluso, porque la piñata era más difícil de romper, las de cartón eran como para superhéroes y para esas fechas no estaba tan fuerte (ahora sí, digo yo). Y así, durante una semana la piñata era el juego, nuestro juguete más preciado, nuestra obra de arte. Luego cada uno, sacaba de lo más profundo de sus escondrijos, su tesoro de dulces, la piñata bien podía valer que uno comparta con sus hermanos y haga una especie de intercambio o cambalache, siempre y cuando te tires de panza justo a tiempo a la hora que se rompa la piñata. Mi mamá, acostumbraba a meter papelitos a la piñata, eran vales, y así de cierta manera nos hizo creyentes del futuro, creíamos en el helado que decía ahí, o en la pelota, o en el regalito que ella consideraba nos gustaría. Mi papá amarraba un extremo de la cuerda a un lugar elevado de la casa, y él en el segundo piso, subía y bajaba la piñata, nos dejaba jugar. Nunca hubo un descalabrado, al menos no cuando solo éramos 3. Cuando el grupo de niños era mayor, con mis primos, tíos pequeños, el desgarriate crecía en forma exponencial y nos repartíamos alguno que otro lleguecito, los dulces y los conos, ni que decir de los tepalcates incrustados en las rodillas.

Era divertido, también lo eran las posadas, las de la iglesia o las que hacía mi tía Nelita, pero eso es rollo para otro post.

Hoy ví varias piñatas y para los interesados les coloco aquí el proceso de elaboración de forma gráfica:






domingo, 18 de noviembre de 2007

Recetas decembrinas (Recetario para dummies)

Sí, como friego, apenas estamos en Noviembre, 19! y yo ya pensando en las ricas viandas de las fechas de fin de año, navidad y año nuevo, posadas, conbebios y reuniones que se les ocurran.

Sí, soy un grinch convenenciero. El año pasado ya me quejé sobre lo que NO me agrada, pero guisar y comer son de mis pasatiempos favoritos, aunque mi tonelaje está bastante austero. No, no voy a mostrar fotos mías ahora enseñando lo poco que he engordado, diciendo mire usted este huesito y con eso ganarme antipatías de alguna que otra mujer envidiosa de mi escultural cuerpo, no, no, no, mientras mi modestia lo permita.

Bueno, siguiendo con los festejos decembrinos, ya desde ahora puede irse uno abasteciendo. Por ejemplo normalmente el tomate y cebolla en diciembre alcanzan precios estratosféricos, así que por ahora voy juntando mis purés, las aceitunas, alcaparras, aceite de oliva que sí ya forman parte de mi alacena habitual solo procuro tener un extra porque en las recetas de fin de año vaya que llevan y para cualquier reunión las aceitunas sacan del apuro.
Ajá faltaban los quesos, el alimento preferido de demasiadoego, y que es casi el alimento perfecto. Tst, tst ahorita no estamos hablando de colesterol. Ok, también hay quesos como el panela que es un híbrido entre unisel y lácteo.

Y pues para los interesados ya iré colocando mis recetitas de las que me acuerdo y voy haciendo, a fin de que puedan utilizarlas. Nada de complicaciones.
Ahora si usted es un experto en cocinar, envíe usted sus colaboraciones o deje los links para dumies, más de un diableque se lo agradeceremos.

Y por ahora el guiso previo del bacalao. No es esta la receta, pero si de plano es una soberana bestia guisando, empiece a practicar con lo siguiente.


Pescado fingiendo ser bacalao

Ingredientes
1kg de filete de pescado
kilo y medio de tomate picado (o medio kilo de tomate y 1 bote 210 gr. de puré)
1 manojo de perejil lavado, desinfectado y finamente picado
5-6 ajos picados
medio kg de cebolla picada
1 lata de aceitunas deshuesadas, cortar en rodajas
1 cucharada de alcaparras picadas
1/3 taza de aceite de oliva
sal, pimienta al gusto

Procedimiento
Colocar en una cacerola caliente el aceite, sofreír el ajo y cebolla, agregar el tomate picado o puré, el perejil, aceitunas, cebolla, aceitunas y alcaparras dejar hervir.
Cortar los filetes de pescado en cubos pequeños, agregar a la cacerola incorporar bien y salpimentar al gusto. Dejar cocinar por 15 a 20 minutos. Corroborar el punto de sal y que el pescado esté bien cocido.
Servir acompañado de una ensalada.

Ajá, hasta acá está todo fácil, ya casi tiene dominada la receta del bacalao. Y recalco CASI porque todavía faltan algunos ingredientes aparte del bacalao, pero el procedimiento es ese.

Vamos que volamos para brillar con luz propia en las fiestas decembrinas, por la sabrosura de nuestro sazón o por la cantidad de aceite de oliva, vaya usted a saber.



Sofreír: Freír ligeramente

Tinga de pollo (y por el mismo precio, una sopita)

Mjm, eso de complicarse la vida no es lo mío.
Así que ahora anoto la receta "supernosecreta" de una tinga de pollo decente, o comestible.
Ingredientes
1 pechuga de pollo de 800 gr (aprox.)
500 gr de puré de tomate
2 tomates grandes
Canela en raja
100 gr de pasas
1 cucharadita de azúcar
1 lata pequeña de chiles chipotles adobados
2 cebollas grandes en rodajas.
1 cucharada de ajo picado
Sal o condimento de caldo de pollo
Procedimiento
Colocar la pechuga de pollo en una cacerola, cubrir de agua la pieza, agregar un cuarto de cebolla, 1 cucharada de ajo y 1 cucharada sopera de knor caldo de pollo. Cocer, en olla express media hora es más que suficiente para que la carne salga casi deshebrada.
Una vez cocida terminar de deshebrar, apartar 1 tazón (medio litro) de caldo. El resto ocupar para una sopa de pasta (uhh esta receta trae plus).
Licuar los 2 tomates grandes, el puré de tomate, 1 raja grande de canela, 1 cucharadita de consomé de pollo en polvo o en su defecto sal, 2 chiles chipotles y 1 cucharadita de azúcar.
En una cacerola colocar un chorrito de aceite, agregar la mezcla del tomate, freír un poco, agregar la cebolla en rodajas las pasas y finalmente la carne, ahora agregue el caldo que separó en un tazón, dejar hervir y apagar cuando se haya consumido un poco y la cebolla esté cocida.
Listo, servir como guisado o en tostadas.
Lo de la sopa con pasta, es mucho más sencillo todavía. En el recipiente donde quedó el caldo donde ha hervido el pollo, agregue unas ramitas de perejil, 1 poco de sal o consomé en polvo (saborizantes), un poco de puré de tomate.
Se fríe en una sartén la cantidad de pasta, más o menos media taza, con las figuritas que desee, solo se fríe hasta que cambie ligeramente de color, y agregar al caldo hirviendo, en 5 minutos ya tiene su sopita lista.
Servir con un poco de queso fresco y unas gotitas de limón. Ajá, ahora no se podrá quejar de penas de amor ni gripas.

jueves, 15 de noviembre de 2007

Estacionamiento virtual


¿Esto ocurre en algún otro lugar fuera de México? o ¿podemos adjudicarnos la creatividad insuperable para hacer absurdos?
Ok, no hay que ser pesimista.

Lo bueno es que esos lugares de estacionamiento ya no serán ocupados por gente gandalla.

Lo malo de que existan muchas personas que no respeten los estacionamientos reservados para personas con discapacidad es que en los centros comerciales tomen medidas drásticas.

Lo peor es que nadie podrá ocuparlos, incluyendo al discapacitado que necesitaba el lugar. Salvo que estén entrenándose para las olimpiadas en alguna disciplina tipo salto en silla de ruedas con obstáculo.



jueves, 1 de noviembre de 2007

Pan de yema


Corría junto a mis primos, todos queríamos alcanzar un buen lugar, de toda la partida de chamacos, el mayor si acaso tenía 12 años, el pequeño en ese entonces era mi hermano quien no pasaba de los 4, en la carrera se topó con un guajolote que lo persiguió y salvando la poca pompa buscó el refugio de mis padres, los demás apenas y vimos la pérdida de uno de nosotros, no estábamos para contemplaciones, porque todos queríamos estar ahí, en el lugar más misterioso que teníamos: El amasijo de mi abuelo.

En estas fechas, época de muertos, mi abuelo hacía pan de yema, y todos queríamos ser ayudantes. Durante los días previos habían llegado costales de harina, cajas con huevos, mantequilla en cantidades industriales, todo estaba esperando el momento en que mi abuelo al fin decidiera abrir las puertas y dar inicio a la hechura de ese pan que muchos esperaban, propios y extraños.
Así junto a mis hermana y prima tomé un lugar junto al gran cazo donde separaríamos los huevos de su cascarón, sí, después de ver que son cajas completas ya uno piensa que se está acabando la diversión, pero no, una vez separados ahhhhh 3 pares de manitas eran la super poderosa batidora... Más allá mis primos los mayores y con más fuerzas que nosotras, luchaban pesando la harina, olvídese de las básculas actuales, era por contrapeso, así hasta tener la cantidad exacta que les habían marcado.
Lo que nunca supimos y era el paso más importante era la preparación de la levadura, yo recuerdo el aroma a naranja y anís pero mi abuelo siempre desaparecía un rato y volvía con una mezcla que tiraba sobre la harina.
El tiempo que transcurría después de que los señores que contrataban para amasar y "golpear" la masa era para nosotros interminable, nos sacaban del amasijo, nadie podía alzar las sábanas que cubrían la masa. Y "nuestro" pan estaba ya en proceso... pero entre muchas cosas lo más divertido era jugar a las escondidas, el más osado siempre se metía al lugar prohibido, y entre nosotros teníamos historias de monstruos y fantasmas, la llorona te acuerdas? sí alguien le había visto, ahhh el de las manos peludas cómo olvidarlo, seguro viene por el que raje! Éramos cómplices entre nuestras cuentos y fantasías.
Al fin, después de muchas horas, las puertas eran oficialmente abiertas. Otra vez empezaban a pesar la masa que ahora ya había crecido, esa masa diferente, estaba acolchonada, muy fresca. Pero ahora cada porción sería un pan, y así había de 1/4, 1/2, 1 kg. Y ya teníamos otra chamba, las latas apiladas, ahora las acomodábamos sobre los tablones, les embarrábamos manteca de cerdo, pregúntenme que tal suaves nos quedaban las manos que crema ni que ocho cuartos, otros los aprendices más avanzados boleaban el pan. El premio venía casi al final, un medio kilo de masa para cada quién. Y todos entonces ya éramos panaderos de nuestro propio pan. Cuídabamos celosamente cada uno su latita, mostrábamos orgullosos nuestros panes tan redonditos tan perfectos, con un toque de ajonjolí en su espaldita.
Una vez acomodados en las latas, los panes quedaban nuevamente en reposo, y se regresaba para hacerles un pequeño corte, les liberaba, eran unos bodoquitos de masa que se abrían ligeramente por la parte superior y ya tenían esa forma característica, blancos, crudos pero ya se les veía la cara de lo que serían.
Había dos hornos de leña, que bajo el trabajo de mi abuelo y algunos de mis tíos, habían empezado a calentar con trozos de ocote y leña. Hasta que estaba a la temperatura que mi abuelo deseaba a puro tanteómetro. Y con grandes palas de madera empezaba a acomodar las latas de panes grandes, medianos chicos... sí, al último eran los nuestros. Muchas horas llevaba el proceso.
Al final, cuando la primera lata de pan empezaba a formarse nuevamente, afuera, en la sala y cochera la gente estaba amontonada, ansiosos por llevarse ese pan. No faltó la señora que canasto a quién le reclamaban que quería acaparar muchos de esos panes sin dejar a los que habían llegado desde temprano por aunque sea uno.
- Don Felipe, yo siempre he venido y ya sabe que yo le espero pero que me toque.
Luego nuestros pininos de comerciantes, los panecitos eran cotizados ante los compradores curiosos, las miniaturas se iban a sus altares o alguno que otro niño que les había acompañado.
Hace varios años que dejé de comer ese pan, en un principio porque mi abuelo ya no tenía la misma energía que en otros años, posponía para la siguiente temporada, nunca fué negocio, así que todos entendimos que su oficio solo lo haría cuando pudiera disfrutarlo.
Octubre se llevó también a mi abuelo, le extraño algunas veces más que otras, sí, también el pan, que ustedes jamás probaron, pero creánme, que delicioso era.




jueves, 25 de octubre de 2007

Dinero maldito



Dinero maldito que nada vale. (de La que se fue del filósofo José Alfredo Jiménez)




Pues con la novedad que me dieron un billete falso. Bueno, como en ministerio público, le contaré que es presunción hasta que no lo dictamine el Banco de México.




Y pues, no deja una de sentir que le han visto la cara y robado ese dinerito que con el sudor de mi cuerpo y alguno que otro razonamiento no ocioso me había ganado.


Pues como todo mundo, que da su consejo aunque no lo pidas, escuché a algunas personas sugerirme lo que debía hacer. Algunas que lo diera por ahí, otras que si iba al banco llamaban a la policía. Ajá, pude imaginarme rumbo a los separos y la siguiente foto o video en este bló sería mi declaración cual Reina del bló (de ese blog, tal vez lo recuerde, uno llamado Demasiadoego).
Y a medio día me enfilé al banco, a entregar el dinero, previamente chequé que yo fuera vestida decentemente por si alguna cámara me veía... es que ya se me está haciendo costumbre, chequé maquillaje, sonrisa, ok, estoy preparada a lo que venga.
Nada, pasó lo que tenía que pasar, solo fui a entregar el billete, la chica que me atendió en la sucursal del banco rellenó un formato, sacó copias del billete en cuestión, tomó mis datos y mejor suerte para la próxima.

Así que esperaré el dictamen del Banco de México.
Ahora, vienen los puntos por los cuales entregué el billete.
  1. Aunque yo haya sido víctima (presuntamente) de un fraude, el darlo a otra persona bajo sospecha que es falso es falto de ética y uno valida un fraude, aunque yo no haya elaborado el billete uno colabora a que el fraude siga efectuándose. También resulta que es un delito claramente estipulado en las leyes de nuestro país.
  2. No rompería un billete que supongo que es falso, en cambio al entregarlo al banco, no solo cumplo lo que estipula la ley, sino que tengo la confianza en qeu contribuí a que sea investigado el fraude.
  3. Solo el Banco de México puede determinar si un billete es auténtico o falso, una vez que lo analicen ellos deben informarte el dictamen. En caso que el billete presuntamente falso resultara ser auténtico (lo cual dudo) el importe me sería devuelto.

Entonces, regresé con una copia del formato y la foto del culpable.

Ahora, no todo resulta así de mal el día de hoy, ¿usted que dijo? ¿Pobre tipa? Nada!
Hoy mi amigo César me ha regalado una cuenta pro del flickr, lo siento no podía callarlo, realmente es un detalle que aprecio mucho y espero darle uso.
Y lo que algunos ya saben, también pueden verme la cara en la portada del Reforma online anunciando este bló. Me avisaron a mi correo, jeje no pensaba negarme!
De un tiempo acá, he estado saliendo en medios de comunicación, ya estoy pensando seriamente en comprarme unas gafas estilo Jackie Onassis para evitar los papparazzis., tendré club de fans? O a una bola de parientes que ahora me descubrirán?, a estas horas creo que será inevitable que mi madre y mis vecinos vean mi otra afición, la bloguera.
Y los 50 pesos ya volverán, a mi bolso y a gastarse.

martes, 23 de octubre de 2007

Gastroturismo



Comer bien, siempre depende del juicio de apreciación de quien experimente el ejercicio degustativo, o el atracón, o lo hambreado que ande uno.






A mí me gusta la aventura, probar sabores diferentes, desde chica, antesmelindrosa para comer espinacas, por mis gustos han pasado platillos exóticos, como la barbacoa de venado, o aquel Guiso de tortuga, una especie de picadillo en verdad delicioso, jamás podría olvidar esos sabores, y antes que me quieren lapidar por haber comido animales en peligro de extinción, bueno, mi infancia ocurrió hace muchos años y en los sitios donde los probé era parte de su cultura, la caza de animales ha ocurrido desde mucho antes que los blogs existieran y es un eslabón en la cadena alimenticia, otra cosa es matar indiscriminadamente, por obtener un colmillo, un caparazón, una cabeza por mero fin ornamental.






Volviendo al tema y antes de que lleguen los de Green peace, entre mis aficiones cuando salgo a algún lugar es probar lo más típico y los hallazgos que no son tan típicos pero que ves el sitio o el nombre del manjar y dices no me puedo ir sin probarlo. Y la iguana en salsa de tomate es deliciosa, los chapulines entre más pequeños más sabrosos, gusanos de maguey molidos en una sal de chile y acompañando un membrillo en rodajas aghhh, empiezo a salivar.



Hace una semana, encontré un puesto de guisados aquí en Puebla, no saben la maravilla de un taco de moronga! y aunque el Tacoholismo merece post aparte, estos son buenísimos! (sangrita o longaniza le llaman en otros sitios).



Igual a unas cuadras de donde trabajo, "descubrí" un local de antojitos, y sí, aquel mole de panza me estaba esperando. Después d muchos años de no probarlo, y aunque no era exactamente como lo recordaba, porque para mí que le faltaban garbanzos, pues no dejaba de estar rico.



El magret de pato, también está en mi top 10.



Un lugar aparte tienen los quesos, me gustan todos, aunque déjeme decirle que si no ha probado el roquefort con frijoles refritos no sabe lo que se ha perdido.






A ustedes? qué comidas "exóticas" les gustan?






Por mientras hoy, traje mi torta de huevo con chorizo, con su cantidad suficiente de mayonesa!



Aunque debo aclarar que para que logre el máximo sabor, la torta debe permanecer varias horas en su bolso o lonchera, si es posible acompañarse de un refresco de toronja o la siemprefiel coca cola.

Qué tal?

jueves, 4 de octubre de 2007

Ligue.com II

Leía a cafédelbueno con su wanna meet? y a ladoge en el cybernovio, es inevitable confesarlo: el acompañante llegó solito a mi película. ´
De toda mi trayectoria artística en internet, participé del mIRC, ICQ con singular alegría, aunque el ligue cibernético pues no lo practiqué, cuestión de escrúpulos diría si no tuviera verguenza, así que en explicación diré que no acostumbro a dar por entendido ni aplico la ley del supositorio (suponiendo que supongo), así es imposible enamorarse de alguien que no he visto ni he tratado en vivo y en directo. O más claro, soy fácil de encariñarme pero de ahí a que yo le quiera poner casa a alguien y dejar que me cuente mis pestañas en bites ya dista un buen trecho.
He conocido a una considerable cantidad de personas, he practicado farsi a todo lo que doy, mi cuate Osama con quién mantuve charlas telefónicas a todo dar, él practicaba su inglés y yo hacía mis investigaciones socio-culturales, un cuate indú que inexplicablemente dejó de llamar a mi casa cuando le dije que tenía novio. Marroquies, árabes, afganos, pakistanís, iraquíes (estos últimos sí eran medio histeriquillos, al menos la mayoría de los que conocí).
En vivo, la primer persona que conocí fué Raúl quien a la fecha le considero entre mis amigos, nos conocimos por icq, y varias veces me había invitado a salir, pero pues no me daban muchas ganas. Afortunadamente tengo un hermano que cuando no me lanzo a la aventura él me avienta, y en ayuda de sus secuaces me hizo un coco wash y me dijo "olvídate del american psycho, en este pueblazo si se pone loco tú solita te lo pones en orden" -Ah gueno!. Ahí voy de obediente. La cita fué en un café, y después del susto inicial platicamos hasta entrada la noche, nos volvimos buenos amigos y ha sido un buen cómplice de aventuras, cine, y chacoteo.
Lo mío siempre fué la cacería a campo traviesa, ligar por deporte es adictivo, y ni la llegada (popularización) del msn modificó mis hábitos. A la fecha aunque tengo muchos contactos es poca la gente con quien converso en más de una ocasión, no estoy disponible para platicar la mayor parte de veces lo cual hace difícil mantener la relación, además que en cuanto sale un galán "estudias o trabajas?, eres tú la de la foto?, qué signo zodiacal eres?, y tienes novio?" lo despido amablemente para no quitarle su valioso tiempo y que siga buscando algo acorde a su personalidad.
Un día el acompañante envió un correo a mi perfil de msn (antes de el actual live messenger), le atinó! justo cuando estaba en planes de boda. No acechó, solo intentó conocerme, platicamos varias veces, nunca abordó en calidad de galán web, hasta que se animó a indagar mi situación amorosa, y se enteró de mis planes de boda sin detalles, habíamos platicado de diversos temas, y mostraba buen sentido del humor, su escritura impecable y buenos modales me agradaron, así que le propuse ponerle en contacto con amigas mías, ya si andaba buscando gente con quien salir, yo no era opción pero tenía muchas amigas por presentar.
Hubo blind date con alguna amiga, y no funcionó, agradezco que ambos sigan siendo amigos míos.
Mi relación tronó, me fui de viaje, leía a Benedetti y recordé a mi amigo de charlas histórico-económicas-literarias., envié un correo agradeciendo una tarjeta enviada hacía unos meses y que recién había descubierto. Nos conocimos un día de tantos, después de plantarnos mutuamente, el día que me conoció yo hacía mi lista del super, platicamos mejor que en msn, y me despedí después de terminar mi café, mi despensa era más importante.
Insistí en querer presentarle a alguien, y así salíamos cada semana, carajos el acompañante resolvió una trivia de Sabina que nos hizo ganar un café a cada uno, y fué cuando pensé en candidatearme. No siempre se desprecia un café respondiendo trivias.
A la fecha, me cae bien, su versión dice que su plan de conquista resultó, yo dejo que lo crea.

martes, 2 de octubre de 2007

Kajal










Recibí por medio de mi hermana un gracioso y pequeño objeto: un maquillaje para ojos.




Me resultó curioso, porque su forma es distinta a los delineadores que había visto antes, y ahora culpo a la delgada forma que tienen y la consistencia líquida, no a mi pulso que es firme. Esta extraña forma como pirulí ayuda horrores al delineado de mis ya de por sí grandes ojos (léase con ironía).








Pamplinas, yo salí poco afecta al maquillaje, lo que ha de ser será, pero para divertirme ahhhh me he pintado unas tremendas rayas, que competirían con una cebra. En versión del acompañante, apenas y se nota.




Es cierto, tuve que insistirle que me observara a detalle, y como si le hubiera pedido resolver el enigma de la expansión-contracción del universo, responde: "diría que no noto algún cambio, pero dado que me lo pides con insistencia será que hay algo.... mmmm ahh sí, a lo mejor te pusiste rimel en las pestañas?". Misión cumplida.








He ahí una de las razones por las que no sufro en como maquillarme o no, podría gastar media hora, una hora, 2 horas en una acuarela facial para que el resultado sea imperceptible.

Soy una artista del camuflaje!




Foto con ojo sin delineado





















Foto con ojo delineado (por si quedaba alguna duda)

sábado, 29 de septiembre de 2007

Fiestas infantiles

Comí como pelón de hospicio. A salud del festejado, que cumplió un año, hijo de una buena amiga. Con su disfraz de pirata, viendo a toda la bola de gorrones y recibiendo sus regalos.
Yo sumergiéndome al mundo submarino, no lo dudaré, no es flojera lo que me da, es un residuo de mi antigüa vida comodina y anti-hijos.
Siempre me han divertido los niños, me gusta la gente traviesa, a lo único que he sido alérgica es a cambiar pañales y velar sus sueños. Ya veremos como pinta la bitácora bucanera al siguiente año.
El acompañante, fué como anestesiado, después de un mal intento por quedarse. No hay foto, pero imagínelo, postrado con mitad del cuerpo fuera de la cama, su speech -creo que me estoy enfermando y como que tengo un dolor precordial... le valió para una carcajada mía y reafirmar su confianza en que llevo mi equipo rojo, tanque de oxígeno, pero aquí en casa nadie se enferma en fin de semana, a menos que demuestre una hemorragia masiva o un estado inconsciente cuasi comatoso. Mágicamente se compuso.
Nos fuimos a la fiesta. Eahhhhhhhhh
Me ví dominatriz, pero en mi defensa alegaré que es solo para comprobar que no se ha ido a su planeta y que desde hace años vivo sola inventándome la historia del acompañante. Algún día al año hay que sacarlo del bunker.

viernes, 21 de septiembre de 2007

Historias de taxi

-Me lleva de nuevo a casa?
Le pregunté al Sr. Taxista, mientras él limpiaba su reluciente vehículo. Caballeroso, y con esa gracia que tienen algunas personas, me respondía, Claro que sí, niña!. Hacía tiempo que no escuchaba esa frase, lo tomaré como regalo tardío pensé.
En el trayecto, me entera, que hoy se ha hecho pato una gran parte del día, se ha levantado tarde, llevé unos folletos a unas oficinas, explicaba, demasiadoego se acomoda en el asiento y se dispone a escuchar sus historias, le gusta escuchar de vidas ajenas en esos viajes.
-No sé si se fijó ayer, yo ya estaba muy melenudo, así que aproveché para irme a la peluquería, pero sabe usted niña, yo me hago base.
No puedo menos que asombrarme, me recuerdo cuántas veces he hecho antesala para que me corten el pelo, normalmente entro a la primera que veo vacía. Ok, hay gente para todo. Una base? Dios nos libre. Sigo escuchando su relato.
Tímidamente le pregunto:
-Qué tiempo le llevó?
-Uyyy cada 4 meses voy a que me enchinen el pelo, pero eso es tardado, normalmente 1 hora.
Más el corte!
Hasta aquí me he imaginado verlo con los rulitos, y a una señorita tomando el tiempo del líquido enchinador. Aparenta que no te estás carcajeando, demasiadoego mantiene la serenidad.
De la visera saca una credencial, y me la da. -Vea, así estaba yo antes.
Qué año dice ahí? 1989. Como un año después empecé a enchinarme el pelo. Sí, le voy a contar. Mi oficio era de carpintero, a mí sabe como me decían? El techo de choza, por mi pelo lacio, y cuando trabajaba el pelo me tapaba la cara, una tía mía me ponía un pasador, pero ¿cómo voy a andar cargando pasadores?. Mejor así, ya con la base ya no se me cae el fleco.
Aquí es donde ahora cambiamos de rumbo, eso de la estética ya aportó lo suficiente.
Y así le suelto la pregunta timón -¿Sigue trabajando la carpintería?.
-Ah, verá, después de mi trabajo como chofer, en la empresa que le dije ayer (ayer me enteré de cuando sacó su licencia de manejo y aventuras al volante). Pues luego me fui un tiempo a Cuautla de Morelos, y como todo buen tonto me enamoré. Al poco tiempo se embarazó mi mujer, luego otro embarazo en menos de 3 años. Operaron a mi mamá y entre mis hermanos y yo pagamos su hospitalización y doctores, tuve que ir vendiendo mi herramienta. Al poco tiempo me deja mi mujer... ahora yo cuido a mis hijos. Y dejé de trabajar la carpintería. Me gusta ahora este trabajo. Vea, a ver si reconoce a mis hijos.
Y saca una foto de la visera mágica (ahí guarda todo?). Una foto de varios chicos.
Ajá mi ojo bien entrenado le menciona a los que están a los extremos, ellos son?
-Adivinó! verdad que se parecen a mí?.
-Sí, (aunque no tienen base) no podría usted negarlo.
Llegamos, me despido, agradezco el servicio y la charla, el Sr. Taxista espera a que yo entre a casa sana y salva.

miércoles, 19 de septiembre de 2007

Refranes I

  • No por mucho madrugar se amanece más temprano... Dormir un poco más no produce cambios significativos en el horario. (Vivan l@s dormilones!!)

  • Al mal paso, darle prisa... chútese ese quehacer horrible que le espera, nadie lo hará por usted.

  • Más sabe el diablo por viejo que por diablo... envejecer no lo coloca como el jefe del infierno, pero puede aparentarlo, al menos por el olor a azufre.

  • En tierra de ciegos, el tuerto es rey... somos un país demócrata, lo siento tuerto, se acabaron las monarquías.

  • Al que a buen árbol se arrima, buena sombra le cobija... Seleccione cuidadosamente, la sombra es buena, la caca de pájaros puede no serlo tanto.

  • Camarón que se duerme, se lo lleva la corriente... O la red, o algún otro animalejo más grande y más hambriento, deberían aprender a tomar café.

  • El que nada debe, nada teme... Tire esas tarjetas de crédito, acepte su bajo (nulo) poder adquisitivo, y ande tranquilo por la vida.

  • El que nace para maceta, nunca pasa del corredor... No lo crea, hay macetas en museos, oficinas, jardines, hasta para ser conformistas hay niveles.

  • Agua que no has de beber, déjala correr... la coca cola puede quedarse.

  • Hijo de tigre, pintito... hasta que una prueba de ADN demuestre lo contrario

viernes, 14 de septiembre de 2007

Un cuento corto

No funcionaron las pastillas anticonceptivas, y aparecí yo. Desde que era 2 células, hice lo posible por llevar la contra a mis papás. Cuando pensaban que sería niño, no hubo manera ni órganos sexuales externos que así me hicieran. Cuenta la leyenda, que llegué de buenas a primeras, exigiendo mi lugar. Mi madre había ido a cenar plácidamente con tremenda panzota, de regreso a casa, sintió una pequeña molestia, podría ser nada, ella conocía los dolores de parto y lo que sentía era solo algo pasajero, mi padre precavido opinó que era mejor no confiarse, el médico que me atendería andaba de viaje, porque todavía faltaba para la fecha programada, el suplente también amigo de mi madre, cuando supo de la molestia dijo, -no será nada, es normal. Apenas checó, levantó a mi madre y directo a expulsión. "No pujes" era lo que le ordenaban a mi madre. Yo salí escapista! Así llegué, a este valle de lágrimas haciendo lo propio.

Dado que no me esperaban tan pronto, hasta a mi hermana la agarré desprevenida, siempre quería ser mejor que ella, cuando empezó a ir al kinder, yo pregunté que era lo que seguía, me enteré que era la preprimaria, así que en las pláticas con adultos, cuando me preguntaban si ya quería ir a la escuela... (con mis cuadernos en casa, mi mochila y mis libros me sorprendía que lo pensaran)... y les respondía Yo iré a la preparatoria!. Mi educación inicial, llena de juguetes y con el complemento del kalimán, el pantera, las radionovelas y demás pasatiempos de quienes me cuidaban.

Mal hablada, tergiversando frases, alertaba a mi madre que un niño no hablaba bien, decía Pedddo, cuando todo mundo sabía que se decía Peddro al canino. Engañaba a todos que yo sabía leer, porque me aprendía los anuncios comerciales que había en las paredes. "Tome coca cola, bien fría". "Squirt sí quita la sed".

Llegué al kinder, con mis bracitos en la cintura, espantada de tanto niño llorón, ¿Por qué lloran, si aquí venimos a jugar?.
Me gustaba que me llevaran al cine a dormir. Me molestaba que en mi fiesta rompieran mi piñata, por qué? rompan su piñata en su cumpleaños.
Disfruté mucho ir subida en los hombros de mi padre, mi héroe porque era el más alto, el más fuerte, el más inteligente, el más enojón. Una mirada suya bastaba para entender que le parara a mis ímpetus de aventura. Y caminábamos por la playa, me gustaba tanto el mar, desde casa pasaba horas contemplando tanta agua, como cabe?, alguien la mide?, las tormentas eran un enigma, y me divertía espantando a mis primos relatando cuando se salía el mar, si no sabían nadar estaban perdidos. Trepada en el tercer piso de casa, en el pretil, me recostaba y veía el cielo, imaginaba que podía sentir como el mundo daba vueltas.

Me acostumbré a hacer preguntas, y a responder las ajenas con lo que tenía más a la mano, mi imaginación. Un día mi abuelo pregunta inocentemente, en un viaje en coche, "Qué es un motel?", mis padres no alcanzaron a responder, tan solo fingieron no escuchar mi respuesta.
Ayyyyyyyyy abuelo, no sabes? es donde van las parejas a hacer el amor!. Mi abuelo no hizo más preguntas, su nieta de 4 años ya era gente de mundo. Asunto resuelto.

A los 8 años descubrí que todo lo que quería era ser pianista. Lo fuí brevemente, tuve público, y maestros que me alentaban en mi sueño. Lo terriblemente ridículo era salir en vestidito a mis presentaciones artísticas. Lo mío era la artisteada, no lo ñoño. Me gustaban las clases de teatro. La danza, el jolgorio, mis trajes para salir a escena. Ser todos y ser una.
En la escuela del nabo, de la gloria al infierno y viceversa. Pleitos de manos y yo era ya una villana, cicatrices imposibles de borrar, me gustaba el peligro.
Salí a los 10 de la primaria, convencida que yo era chaparra para toda mi vida. Había vuelto a ser repelenta niña vicenta, después de un "premio" con el que viajé por un año en una escuela de monjas, cualquiera entiende el concepto estudias o rezas.
A los 14 me volví alta, estiré de un día para otro. Y conocí a R mi amor platónico-perro.
A los 16 a la universidad, pura diversión, a medicina entré sin querer, yo andaba vagando en mi idea de cumplir 18 años para irme a estudiar música, contra los deseos de mi padre, podía comerme el mundo, o bueno comer si trabajaba y estudiaba.
Terminé medicina, me apasioné en eso. Me gustaban las motocicletas, también tengo un recuerdito de esa afición.
En la década de los 20's le dí vuelo a la hilacha, entre mis deberes y los indeberes. Juergas, aventuras, estudios, música, paseos, novios. Empecé a conocer la cuasi independencia económica, y se me hizo vicio. Cambié de residencia, empecé a vivir solitita bajo mi propia beca, pero en buen lugar que eso de andar pobreteada no me gusta. Mi tía luma lo supo desde que yo tenía 5 años, yo tengo los ojos grandes, aunque la bolsa a veces es demasiado chica.
A los 30´s un buen día cambió mi vida el acompañante, y vivir acompañada se volvió disfrutable, ha de ser porque es extraterrestre.
Me gusta contarle historias, novelas, cuentos y él finge que me cree. En estos casi 34 años he conocido mucha gente, algunos ya han muerto, otros han llegado, otros los he corrido pero no hacen caso como mis hermanos, y a algunas personas me les aferro, poco pero lo hago.

Sé perfectamente que nadie esperaba mi estancia, pero si ya leyeron hasta acá ya se la chutaron.

Pronto dejaré la edad de cristo (según ficción).

miércoles, 12 de septiembre de 2007

Corazones rotos

"Lo malo de romperle el corazón a una mujer es que empieza a repartir los fragmentos."
El castigador.

En los juegos del amor, como en todos, no siempre se gana, a veces se pierde más de lo que se hubiera pretendido.
Y no hay una guía universal para curarse de tremendo ranazo. Cada quién con sus métodos.
Ayer mientras escuchaba a una mujer divorciada, sin conocerme me enteró de su divorcio hace unos años, su nueva pareja, el poco interés del padre de su retoño, y no había tema de mayor interés para ella que girar en lo bien que había superado esa relación.

Me guardé mis dudas.

En varias ocasiones, actúo como confesor de la reina, y parte del encanto es no repetir sus nombres, incluso procuro olvidar sus pecados, no lo logro, pero al menos no cuento secretos que no me pertenecen. Sin embargo pareciera ser una constante, en varias mujeres, después de un truene, que entren a una especie de facilidad por las sectas, o en cursos de superación personal, y entonces Bucay y Cohello adquieren grandeza para dirigirles en esos caminos torcidos. Algunas otras visitan un consultorio psicológico o psiquiátrico. Ojalá hubiera pastillas para no sentir, tampoco existen.

Ayer pensaba, yo no creo en el amor para siempre pero siempre he vivido enamorada, de uno u de otro, de algún objeto de algún momento, también chillo cuando no me siento feliz, me cuesta trabajo despegarme de mis afectos, pero me quejo poco porque siempre me ha gustado la aventura y entre más despego mayor la cantidad de piezas que entran al juego. No me gustan los monopolios y me gusta querer de muchas maneras, intensamente, hasta para ignorar lo hago con ganas.
Y si el acompañante me deja?, que secta buscaría? Me convertiría en budista?, dejaría que los demás vean lo iluminada que estoy?, seguiré burlándome de mi misma? O simplemente le ayudo a hacer la maleta.

Le he preguntado, menciona que debo ir menos a reuniones de mujeres. Bueno, tengo posibilidades de escribir una telenovela. Recuerdo a Virulo, cuando pretendía hacer un bolero, y pedía desgracias para escribir algo.

Si la inspiración fuera proporcional a las desgracias que vivimos Uhhh aquí en mi país ya deberíamos estar apretados de tanto artista, los legisladores y clase política en general son buenos musos... mis jinetes del apocalipsis.

lunes, 10 de septiembre de 2007

Lucky Luciano

Vengo de mi vuelta por los blogs, cuando me doy el tiempo resulta que no han renovado, caray!
Pero visité otro sitio Las aventuras de patito, donde su propietaria habla sobre los nombres comunes a la fecha. Y recordé al escribir mi respuesta a mi Luciano, Lucky Luciano. Mi taco de billar.

Mm sí, soy aficionada a jugar billar, la primera vez que fui a un sitio de estos, la verdad hasta entré con miedo, y ya había terminado la universidad, por ahí de mis 21 años. No tenía ni la más remota idea de como jugar pool. Pero ahí voy en la bola con mis amigotes. Cuando por fin tocó mi turno, en esas salidas de billar, y con poco recurso, porque ningún padre paga vicios, era de pierde paga, entonces yo llevaba mis ahorritos de mis chambas extraescolares, y dije, aunque pague el paño yo no quedo aquí como gallina!.

Tomé el taco, y se acercó a mí un señor, sudé la gota gorda, era el dueño del lugar, el master le apodaban, con una cara de pocos amigos, colocó mis manos en el taco, me corrigió la posición en la que había apoyado mis pies en el piso, me dió la primer y única clase de billar, con la ventaja de ser gratuita. Aprendí a balancear mi antebrazo, a mirar mi objetivo, y a donde quiero llegar, nunca he dejado de pensar un movimiento y en su trayectoria, el primer golpe, el segundo, el efecto, siempre vale más maña que fuerza.

En esas primeras idas al billar, algunas veces pagué, cuando aprendí el peso exacto del taco adecuado para mi brazo, la altura correcta de mi taco ideal, empece a codiciar a Mi taco. Lo tuve en cuanto junté los ahorros necesarios. Jugaba en antros, la primera vez que salí al público, tenía mucho pánico escénico, hacían una lista, te anotabas y el que perdía salía. Y yo entré a la reta, en esa ocasión nadie había quitado a un tipo por un tiempo considerable, y se movía como el divo del billar, a mí me temblaban las piernas, perdí, si es que hay alguna forma honrosa de perder, para mí no, pero al menos me levantó el ánimo que algunos tipos me echaban porras, o tal vez era a mi buena pierna?
Aprendí a jugar solo por disfrutar el juego, con Luciano a mi lado, todo fué más sencillo, dejé de pagar cuando jugaba con mis amigos, una noche me di cuenta que era yo quien ya llevaba bastante tiempo en el top de las retas. Aprendí lo suficiente.

Dejé de jugar, me mudé de ciudad, requería dinero para mi nuevo giro de vida, Luciano lo entendió bien, y cambió de dueño.

Un buen día, la amiga incómoda de un exnovio, nos invitó a su casa a Cocoyoc, yo tenía semi inmovilizada la mano derecha por las cirugías reconstructivas. Pero su plan era jugar billar, uy que divertido no?. Agradeciendo la consideración por incluirme, mi exnovio tuvo el tino de decir, que aunque pareciera que yo tenía todas las de perder, siempre he resultado una cajita de sorpresas. Tenía razón, yo soy ambidiestra, pequeño detalle.
Fué la última vez que jugué en un partido honroso, y aunque lo importante no es ganar sino competir (dicen los que perdieron), yo siempre disfruté jugar y ver que las leyes de la física se cumplen cuando dices, bola 8 en la buchaca de enfrente.

domingo, 9 de septiembre de 2007

Septiembre

Mes de la patria...

Soy patriota, y soy de Septiembre. Una parte de mí, "la cáscara", cumplirá otro año, sigo siendo guapa, con más arrugas.... ¿en qué momento apareció la primera? finalmente creo que cada arruga es un pequeño doblez.. ya me voy doblando?. Mi demasiadoego ni siquiera se preocupa de eso, me gusta comprar cremas humectantes, y cuando recuerdo usarlas es en esos pocos días de "spa corporal", o sea, mantenimiento del equipment.

Los festejos: los dieciochodeseptiembre los he celebrado de muchas formas, ninguna ha estado mal, éste año si todo pinta tricolor, me comeré a salud de todos los interesados, unos tacos de canasta... mis preferidos son los de chicharrón prensado, pero aquí entre nos, el verdadero secreto es que vengan acompañados de una salsa verde con su cebollita picada.

Y no es mi intención restregar lo "uy que bien le caigo a todo mundo"... ¡Pamplinas!. Si a alguno de mis 3 lectores frecuentes no le caigo bien pues échele ganas, todavía puedo caerle peor, hasta con eso puede salirme sin el menor esfuerzo. Pero volviendo a áquellos, que por alguna u otra extraña razón formo parte de sus afectos, mil gracias!

¿Qué regalar?: Desde hace un tiempo intenté hacer mi wish list, para que no se repitan los regalos, o me den tallas diferentes a las que uso, que maldito trauma eso de ir a cambiar regalos, solo porque mi esquema corporal es percibido de maneras muy inexactas. O mi afición por libros, algunos ya fueron leídos, y podría evitarles el pensar qué diablos me gustará más?... (me gustan las novelas, y si es histórica mucho mejor, lo relacionado a mi área, pero varios libros ya los tengo, y los otros hay que mandarlos pedir, eso sí no me gustan ni tantito los de superación personal), y de música, ni le busquen, es difícil, a mí me cuesta trabajo decidir que disco comprarme. Ah, también me gustan los juegos de mesa... el problema es que ya tengo varios. Bueno, éste año tampoco se hizo lo de la lista sugerida, ahí para la otra.. A ver si en diciembre, dependiendo del reporte de popularidad, intentaré hacer algo por los que quieren regalarme algo y "nosabenque". Entonces, este año, ni se preocupen en enviar regalo a mi muy completo gusto, ya con la intención ha bastado.

Los regalos. Empecé a recibirlos desde el 1o de septiembre y la verdad, siento una alegría inmensa, hay algunos en camino... otros tendré que ir a recogerlos a mi patria. Ayer me dieron una sorpresa: me dieron unas marionetas padrísimas, estuve buscando hace unas semanas y solo había conseguido dos, en serio, fue un gran detalle.
Y hoy me regalaron unas tarjetas... no tenía de esas y están fregonas.
Yujuuuuuuu, también tengo que escoger un regalo... el acompañante aporta la cartera y su regalo consiste en acompañarme en la búsqueda de EL regalo. jeje parecerá manía lo mío, pero yo no requiero tarjetas rosas, ni flores, ni globos, ni estuches de colores, porque cuando veo que el acompañante está a punto de caer de hastío, toma aire y sugiere ir a otra tienda, entonces es cuando creo que el amor existe. Por que sé lo difícil que es para alguien como él ir a un centro comercial, cuando su mundo es nuestro búnker, 100 metros abajo de la superficie terrestre.

Mi madre, vía telefónica, me recuerda que faltan tantos días, yo agradezco que sus pastillas anticonceptivas no hayan funcionado y con todo lo mimada y voluntariosa que soy, mi mejor regalo es tenerla cerca todo el tiempo a pesar de los kilómetros de distancia. Yo ahora pienso, que el siguiente cumpleaños probablemente lo festejaré con el mini-diableque. Ojalá.

viernes, 7 de septiembre de 2007

Canciones para días nublados

En estos últimos días, he descubierto que me encanta manejar, a pesar de toda la gente que tiene una especial fascinación-necesidad de colocarse en doble fila, de no conocer las luces direccionales, y ni por error han escuchado aquella palabra llamada cortesía. Tampoco voy a negar que de repente bajo de mi burbuja zen, para gesticular un "bruto", como reconocimiento a alguien que cree estar solo y su coche.
Y bien, ya me quejé., pero en lo que iba, me encanta manejar!, una porque voy conociendo una ciudad a la que no siento pertenecer pero sin duda tiene lugares agradables, memorizo la ubicación de tiendas donde adquirir ingredientes-chunches de mis pasatiempos, y lo mejor, que llevo en el asiento de junto un estuche para cd's que me encontré en el coche del acompañante. Y en esta semana re-descubrí un cd: Betysy Pecanins con Memo Briseño, Fito Páez, Miguel Ríos, Joaquín Sabina, Real de catorce, y la última de Soda Stereo con su Ciudad de la Furia.

Nunca seré cantante de ópera, y ayer con la muerte de Pavarotti me remordió la conciencia, solo un poco, el día previo platicaba con alevidal, y ella defendía que no es posible que alguien considere poco agradable la ópera o música clásica, yo decía que era cuestión de gustos, en mi chamba con lo de foniatría, estoy obligada a escuchar todos los géneros de canto, y expresiones artísticas de la voz, lo cual no significa que solo por eso Pavarotti sea mi ídolo, nunca lo fué, solo lo respeto como una de las mejores voces contemporáneas. Además tampoco apoyo que es una falta de cultura el que no te agrade la ópera, yo podré poner cualquier cantidad de óperas en casa y ver al acompañante bostezando que da gusto, y es de las personas más inteligentes y cultas que conozco, pero dice que para mi información La Ópera se llama(ba) un motel en el D.F. (dato cultural por demás interesante).

Tampoco seré cantante, para acabar pronto, de ningún género, pero las ganas y la buena voluntad que pongo para entonar mis canciones favoritas esas sí que están a prueba de fans.
Y ayer canté que daba gusto, tenía la duda en que ruta tomar, el camino largo? el corto? empezó a llover, la cantidad de baches, hora-tráfico.... y en esa toma de decisiones, 3 autobúses de transporte colectivo que venían echando carreras, me ayudaron a decidir, seguir por el camino largo que por el otro ya me habían estorbado el atajo.


Así que me dirijo a la consulta del foniatra que me dice que nunca seré Frank Sinatra. ... (Joaquín Sabina, en No soporto el Rap).

martes, 4 de septiembre de 2007

Almas gemelas

Y no, no es el acompañante, él, no es gemelo de nadie, anda solititito solín como buen extraterrestre que es, lo nuestro es pura conveniencia en un plan para dominar al mundo.

Regresando al tema: Yo tengo varias almas gemelas, y no es un mal viaje, algún día conocí a una amiga, H. que es casi como mi hermana, en esa temporada también conocí a R. mi amor platónico, Dr. M. y tiempo después Mr. Hyde, y por último ladoGe.. Amigos tengo varios, muy buenos, pero muy diferentes entre sí, los 5 "almas gemelas" se parecen tanto a mí, que no pueden engañarme. (versión libre de una canción de Lupita Dalessio, sólo esa parte me sé, para justificarme).

Al correr de los siglos, que hemos vivido del otro y del actual, me siguen cayendo bien, podrían ser los 5 fantásticos, pero ni se hacen como chicle ni invisibles ni nada espectacular de superpoderes, sólo tienen muy buen sentido del humor, y además por mis historias mucho-amor, se tuvo que borrar a uno de la lista. O sea que son 4, el otro sí me vió volverme invisible.

Hay días que me gustaría platicar sus historias, porque son geniales, solo ladoge tiene bló, y hay un sello especial que tienen H. y el otro diableque, viven una vida fuera de la mirada de curiosos, la de vida en farándula soy yo, ellos se ríen y sufren cuando les digo que platicaré de ellos, pero no, no diré como se divierten a mis costillas, tampoco pondré fotos, ni delataré la última bromita con nick, quiero conservar mi nombre en sus testamentos.

Tenemos muchos detalles en común, sólo ladoge es la parte joven, los demás somos más maduritos y veníamos con otros traumas de historias en común, de gente que conocemos y etapas que pasamos juntos, pero general, creo que nos entendemos en pocas palabras, aunque platiquemos unos rollazos con bastante frecuencia, nos regañamos, nos burlamos de nosotros mismos y siempre le encontramos lo divertido al juego.
Caray, ojalá mis almas gemelas salieran a la luz, me divertí platicando lo del performance de Mr. Hyde, pero a cambio amenazó con sacar la historia del squash man y del tipo que lloraba bajo la lluvia afuera de mi departamento. Entonces yo entiendo, los puedo presumir, pero hay historias que tendrán que esperar para poder ser contadas. Algún día cuando me pidieron firmas que avalaran mi persona, ni tardos ni perezosos firmaron cual mastercard, entonces no sólo me caen bien y son mis amigos, mis almas gemelas, sino que tengo una deuda con ellos, moral, pero deuda.

Hoy hay un alma gemela que sale de viaje, contra su voluntad y con el optimismo acostumbrado dice que le mandan al huracán, hemos pensado que si creen que por ello no le indemnizan, se equivocan. y si hay huracán, mi nombre está perfectamente anotado en su testamento. Sí, por si algo llegara a pasar, quiero la colección de películas y cash. De ahí en fuera nada me preocuparía.
Ok, sé guardar secretos, pero así como yo tengo mi biógrafo, tengo la autoría de hacer mi versión sobre ti, lo mío no son las despedidas, además ni que una de mis almas gemelas se mudara de planeta, no es para tanto, yo vengaré tu muerte si eso te tranquiliza.


jueves, 30 de agosto de 2007

El sufrimiento en espejo

Y no, no se trata de ese sufrir por verse tan guapos frente al espejo.


Hoy me adornaron la mañana con 2 preguntas de difícil respuesta, con todas las cosas que no sé, no es tan relevante no saberse 2 de tantas, ahí les transmito el calambre:

-¿Por qué la gente me dice "pobre de ti" ?.
(Y digamos que esto sucede cuando se toman la molestia de dirigirse a alguien con una desventaja moral, física, intelectual o mixta)

la siguiente pregunta

¿Piensan que es menos cruel hablar en tercera persona cuando se refieren a tú vida, estando tú presente?.


Algo respondí.

Existe una reacción natural ante el sufrimiento, una reacción en espejo, el ver a otro de la misma especie sufrir desata en nuestro cerebro una respuesta de "sufrimiento", paradójicamente eso nos ayuda a sobrevivir, al prevenirte de lo que te puede pasar. O eso funciona en los changos según una plática de F. Ostrosky.
El humano, se especializa en todo, hasta para complicarse la vida adopta mecanismos sofisticados. Una reacción natural es la compasión, sentirse mal porque ves que alguien sufre (ves noticias de un siniestro y te conmueve, o un accidente que presencias, te asusta, y finalmente tienes una especie de dolor, parte de ti lo vivió en "carne viva").
Pero socialmente aprendemos algunas distorsiones, "no veas al que está enfermito insistentemente" se entiende como "le ofenderé si nota que veo su defecto", y culmina en una costumbre por ignorar al "defecto". Como si no ver un problema lo eliminara, no existe, nunca existirá y luego entonces nunca me pasará nada.

Pero pues los problemas suceden, todo mundo tiene muchos problemas, de jalón o poco a poco, llegan solos o se buscan, y sí es cierto, hasta para ayudar nos la complicamos, porque no se trata de dejar inútil al que tiene dificultades, como tampoco ignorarlo, es una cuestión de respeto, la ayuda se da en medida que la necesiten ni menos ni más.
Creo que es más sensato afrontar que convives con alguien a sabiendas de que tiene un problema, pero interesarse en la persona, en lo que es ahora, no en lo que no puede hacer, en lo que no existe o lo que fué.
Pero que puedo esperar?, si yo no espero nada. Hasta para los programas de ayuda llamar las cosas por su nombre es políticamente incorrecto... la discapacidad, handicap, minusvalía, capacidades especiales, y el nombre que prefieran usar no cambia en nada que los que necesitamos aprender a convivir somos los "normales".. creo que ya ni aplico para ese grupo. Bueno, el caso es que hasta para los ancianos se dice para no decir, y ya no son senectos, son tercera edad, o cabecitas de algodón, o infancia tardía? como si traer reumas fuera a disminuir con el nombre que les endilguen.

Hoy sentí tristeza, y enojo, pero no soy del tipo de gente que se tira a llorar, jee pues por la simple razón que no se trata del concurso "sufro más que tú", así que en resumen: ni pobre de ti, ni estarás en 3a persona, si de algo te sirve, no pidas que el mundo te entienda, ¿a quién diablos lo entiende "todo el mundo mundial"? Con que Tú le entiendas a unos cuantos ya la hicimos. Además, interiormente mi buen ánimo se restauró cuando me enteró de lo que se le había olvidado contarme, que sería útil ayudar a uno que conoce... que ese sí está mas amolado. Curioso no?

El mundo no está hecho para ciegos, ni para sordos, ni para minusválidos, ni para discapacitados, ni para senectos, ni para ti ni para mí, vaya, no lo hicieron para nadie, se hizo, punto. Cosa diferente es que cada uno de nosotros es parte de ese mundo. Y no se trata de quejarme, si algo no me gusta veo como solucionarlo... ahí les encargo sus respuestas para las 2 preguntas del día.

domingo, 26 de agosto de 2007

Galletas de Avena

Una tarde con lluvia bien puede ameritar un café y unas galletitas caseras.
Ok, manos a la obra... ustedes creen que sólo el Ego conquista? nop, también hay que desarrollar alguna que otra habilidad, y como el blog no está como para enseñar a jugar billar, entonces recurro a algo sencillo: Preparado de Galletas, si después de esta receta usted, siempre amable lector(a), no logra prepararlas y ser un éxito en sus reuniones familiares, está usted en el hoyo.

Galletas de Avena
Ingredientes (para 60 a 80 galletas):
400 gramos de avena en hojuelas.
200 gramos de mantequilla (nada de margarina, piense en su corazón).
1 1/2 taza de azúcar (si es moscabada utilice un poco menos)
1 1/2 tazas de harina
3 huevos
1 cucharadita de sal
1 cucharadita de polvo para hornear (royal)
Esencia de vainilla
100 gramos de nueces.

Procedimiento:
Batir la mantequilla, hasta que quede como crema, ayúdese de una batidora, agregar el azúcar y los huevos.

Cernir la harina, el polvo para hornear y la sal, y agregar a la mezcla. Batir para incorporar bien los ingredientes. Agregue un chorrito de esencia de vainilla.

Hasta aquí le sirvió la batidora, ahora sí, saque una pala porque de aquí en adelante es trabajar (solo) un poco el bíceps.

Picar las nueces











Agregar a la mezcla










Adicionar la avena








No es momento de sentir que flaquea... bata un poco más, estamos cerca de conseguirlo.
Vea, queda una pasta pegajosa, ahora colocamos la pasta con ayuda de la pala, encima de una hoja de papel aluminio

Levantamos los extremos del papel para ayudarnos a formar un rollo,

moldear con nuestras manitas, ahora sí ya no hay riesgo de quedar batidos. Con esta cantidad de pasta aproximadamente salen 4 rollos. Una vez conseguidos, meter los rollos al congelador por espacio de una hora.

Retirar del congelador, es importantísimo RETIRAR el papel aluminio, y cortar el rollo para formar las galletas, medio centímetro para cada una es suficiente.

Colocar en charolas, no es necesario engrasar.

Hornear a temperatura baja, por espacio de 10-15 minutos.
Sacar cuando apenas tomen una coloración ligeramente dorada.


Colocar sobre papel absorbente y dejar enfriar.



Empacar en una caja de metal, o cartón o empezar a consumir.


Glosario:
Cernir: (cerner) Pasar por un colador la harina y demás polvos, para eliminar impurezas y conseguir un material más fino.

Nota:
Las nueces y el acompañante se adquieren por separado.

lunes, 20 de agosto de 2007

Veo un pollo

Nada más porque siento un vacío entre la espalda y mi abdomen.. un vacío de una costilla a otra, y muy cerca de la clínica hay un Pollo Feliz... definitivamente hoy caeré, pidiendo mi paquete 2, que incluye 2 piezas de pollo, frijoles, salsa, refresco y tortillas.
Espero que los pollos no hayan muerto solos, además no será ni el primero ni el último pollito asado que me comeré.
He desfilado por : pollo brujo, pollos Rio, El pollito, Rosticería del Oeste.
Habrá pollo mago? pollo hechicero?, pollo escapista? pollo prestidigitador?... empiezo a delirar.

domingo, 19 de agosto de 2007

El rey y la radio

A propósito del aniversario luctuoso de Elvis Presley, ésta semana he escuchado varios comentarios acerca de él. Sin duda, marcó una etapa y dió inicio a nuevas formas y estilos. Mentiría si dijera que es mi ídolo, creo que ya llegué un poco después, pero algo bueno debió haber hecho para tener el lugar que ostenta. Mitos, guapura, rebeldía, touch, muerte, sexo, drogas y rock and roll, forman parte de los elementos taquilleros en El Rey.

Y a continuación el episodio escuchado ayer en una estación de radio:

Locutor: El rock es el género que más se ha mantenido a través del tiempo. Hace algunas décadas disfrutábamos a Elvis.
-Ahora lo nuevo es el Heavy Metal.

DemasiadoEgo: : mmmmmmmmhhhh ? (en la máquina del tiempo, versión radiofónica).

Otros chismes de este mismo blog

Blog Widget by LinkWithin